sábado, 25 de febrero de 2012

¿Que se entiende por Participación Ciudadana?

La participación ciudadana, es el derecho de los ciudadanos y habitantes del Distrito Federal a intervenir y participar, individual o colectivamente, en las decisiones públicas, en la formulación, ejecución y evaluación de las políticas, programas y actos de gobierno. (Artículo 2. Ley de Participación Ciudadana del DF)

Empero, sabemos que las palabras tienen un contenido más profundo, en este caso me detendré a realizar el análisis que se merece. Participar, implica realizar una acción de hecho sobre algo, y esa acción debe ser ejecutada por una persona, en este caso, así que sólo los ciudadanos en el Distrito Federal son los actores materiales del ejercicio de este derecho a participar en la vida activa y pública de nuestra capital.

La calidad que debe tener la persona que participa, implica ser ciudadano mexicano en pleno goce de sus derechos civiles, sociales y políticos. Es decir, no deben tener restricción alguna de ese derecho, tal sería el caso por declararle suspendido sus derechos civiles por motivo de llevar en su contra algún proceso penal pendiente de resolución, estar sentenciado o incapaz mentalmente, o no haber cumplido su mayoría de edad, que aún consiste en tener 18 años cumplidos antes de la fecha de las elecciones próximas.

En la actualidad se está llevando el proceso para elegir a nuestro próximo Jefe de Gobierno, Diputados Locales para la Asamblea Legislativa del Distrito Federal y Jefes Delegacionales. Así también ocurre lo mismo a nivel federal, para elegir al Presidente de la República Mexicana, Diputados y Senadores, y también en algunos estados los Gobernadores Estatales.

Establecido lo anterior, me permitiré no desviar más el tema que quiero comentar.

La Participación Ciudadana es un derecho que costó muchos años del reclamo de los ciudadanos para contar con este derecho y poder asumir la responsabilidad de participar más activamente en materia de decidir el rumbo que llevará nuestro país.

Lamentablemente la falta de información bien estructurada, los spots mal intencionados, la ignorancia política de sectores vulnerables o de quienes no tienen interés en participar, han dejado de lado y sin sentido todo ese esfuerzo.

Los invito a que se informen, estudien, pregunten, tengan interés por el rumbo que tomará el país con respecto de las próximas elecciones, de USTEDES DEPENDERÁ QUE RUMBO TOMARA LA BARCA Y A QUE PUERTO ARRIBAREMOS.

Dejar que pocos decidan nuestro futuro no es inteligente. Expresiones como: ¡para qué participo, si de todas formas no gana el que yo quería! es sólo una muestra de falta de interés, apatía a la participación de esa persona y de MILES DE PERSONAS QUE ASÍ PIENSAN.

Razonemos algo, el rumbo de esa barca ha sido decidida por sólo un 35% aproximadamente de la población que si participa y decide por todos nosotros, NO PERMITAS QUE TE VENDAN LA IDEA DE NO VOTAR, VOTAR ES LO UNICO QUE NOS VA A SALVAR.

Si todos los ciudadanos votaran el día de la jornada electoral este próximo domingo 1 de julio de 2012, realmente demostraríamos a los estadístas políticos y todos los politólogos que cobran por sus opiniones, que nosotros tenemos el control del país al ejercer nuestro voto, el cual tiene un peso considerablemente más fuerte que la enorma basura que venden los que afirman un rumbo específico con sus estadísticas sociales y políticas.

Piensenlo bien, si se emite el voto de cada ciudadano mexicano en la capital y la de los chilangos en el extranjero haremos la diferencia, ahora si no quieres votar, no permitas que tu voto sea una estadística negativa, pues ella también se refleja al final.

La opción es que ocupes tus boletas para votar, cruces cada cuadro para anular tu voto y eso al final se suma con el total de votos emitidos por boleta cruzada, se divide entre los votos efectivos y el porcentaje arroja a los partidos unas cifras de votos totales logrados, de tal suerte que si deben alcanzar arriba del 2% del total de votos emitidos a su favor y no lo hacen, en automático esos partidos QUEDAN FUERA.

Sería menos gasto público, pues dejaríamos de mantener a esos partidos que no dan un buen proyecto para elegir en las elecciones, dejaríamos de pagar sueldos a quienes no aportan un cambio sustancial y que sólo son estatégia para otros partidos que se fortalecen con las figuras de las coaliciones, que no es otra cosa que una doble moral partidista, ya que todo el tiempo te venden sus propuestas y luego cuando les conviene se unen para hacer una propuesta con un COLOR que en realidad ni te gustaba.

Ahora bien, no pierdan de vista que no votaremos por un COLOR, el color no importa, lo que realmente es importante es que los proyectos sean viables y razonables, para que proponer una modernidad haciendo segundos pisos, trenes bala, si esa modernidad es incosteable y generaría un endeudamiento infinito a costa de quienes pagamos impuestos.

Prefiero que propongan cómo resolver el hambre en zonas marginadas, apoyo a campecinos por sequías que aún no se resuelven, que se proyecte una presa de recolección de agua o una planta potabilizadora de agua para consumo humano o riego o para el ganado en zonas de sequía.

Es inutil, futil, infantil e intolerable ver como gastan una idea de modernidad si nuestros pies están descalzos, un tren bala para ir a la frontera no me sirve, esos BILLONES DE PESOS los quiero en el progreso en materia de empleo, mejores salarios a maestros docentes de todos los niveles, más alimentos y mejores condiciones de vida para los marginados políticos (los refiero en esos términos porque los políticos no los quieren ver) no es posible entender una modernidad dirigida sólo a aquellas personas que pretenden incrementar sus comodidades.

¡¡¡PARA QUE DARLES MÁS COMODIDADES A QUIENES PUEDEN PAGAR UN BOLETO A LA LUNA!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada